Amazon Echo es un dispositivo que funciona por voz, con funciones entre otras de reproductor de música. Responde al nombre de “Alexa”

Desarrollado dentro de sus instalaciones en Silicon Valley, tardaron 4 años en diseñarlo y producirlo.

Los servicios de la empresa, en computación en la nube, son los que utiliza Echo para funcionar. El aparato también viene con un control remoto que puede ser usado en vez de la palabra raíz “Alexa”. Se necesita una conexión a internet para funcionar, sin ésta, no funciona.

Un botón de acción situado en la parte superior de la unidad sirve para que el usuario configure el dispositivo en cualquier localización y el botón de mute permite a los micrófonos apagarse. La parte superior del dispositivo gira para aumentar o disminuir el volumen. Echo debe de estar conectado a la corriente para funcionar en caso de que no tenga batería.

Además de permitirnos otras funciones, es un dispositivo inteligente que puede hacer compras por internet, darnos la previsión del tiempo, controlar la TV por satélite y un gran número de funciones domóticas que comandan nuestro hogar y que se amplian día a día.